11 de junio, 2019 Medioambiente comentarios Bookmark and Share
< Volver

La compañía Ercros ha emitido un comunicado en el que ha salido al paso con respecto a la nota emitida por la Guardia Civil sobre su antigua planta situada en Palos de la Frontera (Huelva).

Según apuntan en dicha nota, Ercros, como propietaria  entre 2005 y 2015 de la fábrica de cloro, álcali de Palos de la Frontera (Huelva), objeto de una investigación por parte de la Guardia Civil, por orden de la Fiscalía de Medio Ambiente y Urbanismo de Madrid, con respecto a una supuesta contaminación de los suelos y aguas subterráneas de la fábrica, desea comunicar que la empresa ha actuado siempre de acuerdo con la legislación ambiental y que en ningún momento, mientras ejerció la propiedad de la fábrica, estuvo en riesgo la salud de las personas o del medioambiente. Esta afirmación se basa en los datos y análisis que contienen los informes preceptivos periódicos que Ercros ha reportado, que, a su vez confirman los informes emitidos por las administraciones competentes en materia ambiental y de salud laboral, añaden en dicho comunicado.

Como se recordará, la compañía Ercros producía cloro en dicha planta, a través de su filial Electroquímica Onubense, hasta su venta en 2015 a la firma andaluza Salinas del Odiel, en un acuerdo que contemplaba también la Salina de Huelva, dedicada a la extracción de sal común. La compañía andaluza continuó produciendo en estas instalaciones de Palos de la Frontera cloro y sosa, aunque prescindiendo de la tecnología de celdas de mercurio.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus