10 de febrero, 2020 Empresas comentarios Bookmark and Share
< Volver

IFS cerró el ejercicio 2019 con un crecimiento del 32 %, lo que triplica la media del mercado, tanto en ingresos por licencias como en EBITDA.

De esta forma, los ingresos de la licencia en el año fiscal 2019 fueron de 1.518 millones coronas suecas (unos 142 millones de euros), con un aumento del 32 % en comparación con 2018; los ingresos de mantenimiento alcanzaron los 1.911 millones de coronas suecas (unos 181 millones de euros), con un aumento del 16 %; los ingresos de consultoría en el año fiscal 2019 se situaron en los 2.174 millones de coronas suecas (unos 206 millones de euros), con un aumento del 14%; el EBITDA fue de 1.454 millones coronas suecas (unos 138 millones de euros), con un aumento del 32 %; el ingreso neto del año fiscal 2019 de 6.317 millones de coronas suecas (unos 600 millones de euros), con un aumento del 20 %

Los mercados de crecimiento estratégico de IFS también experimentaron aumentos de doble dígito en los ingresos por licencias, con un aumento del 38 % en el sector aeroespacial y de defensa y en gestión de servicios de campo en un 51 % en comparación con 2018, mientras que los ingresos de la nube IFS y SaaS en el año fiscal 2019 aumentaron un 56 %, en comparación con mismo período de 2018 (excluyendo Astea y WorkWave).

En 2019, IFS integró en las cinco industrias en las que actúa muchas marcas codiciadas mundialmente, incluidas SPIE, Rolls-Royce, Tietex, Revima, Resolute Mining, Primo y Cryostar.

La directora financiera de IFS, Constance Minc, insiste en que “estas cifras de 2019 hablan sobre una compañía que está creciendo de forma rentable en todas sus áreas. En 2019, fortalecimos todas las funciones, con iniciativas estratégicas y transformadoras destinadas a situarnos mejor para ofrecer una respuesta más efectiva a los clientes, y esta fase de inversión continuará en 2020".

 

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus