Publicidad
14 de enero, 2022 Medioambiente comentarios Bookmark and Share XML
< Volver

La Fundación Cotec para la innovación ha presentado la tercera entrega de su informe bienal de economía circular, en el que analiza la evolución y la situación actual de este modelo de producción y consumo a nivel nacional respecto a Europa.

Los datos que muestra este trabajo alertan del estancamiento en los últimos cinco años de la transición a una economía circular, pese a la puesta en marcha de diferentes políticas y estrategias en distintos niveles administrativos y empresas, así como el mayor conocimiento del propio concepto de economía circular entre la ciudadanía.

El informe aporta datos que reflejan que aún España está lejos de ser circular. En este sentido, señala que en 2019 sólo un 10 % de los requerimientos totales de material estuvieron cubiertos por material recuperado. Se trata, sin embargo, de una cifra cercana a la media de uso circular de materiales que registra la UE-27 (11,8 %), aunque muy por debajo respecto a otros territorios como Países Bajos (30 %) o Francia (20 %). Finlandia es uno de los países que menos uso circular de materiales registra (6,3 %).

La tasa de reciclado en España es del 35 %, lejos del objetivo del 50 % marcado por la Comisión Europea para 2020. Esta cifra sitúa al país por debajo de la media de la UE-27 (48 %) y lejos del nuevo objetivo para el año 2025, en el que los países de la Unión Europea tendrían que reciclar el 55 % de los residuos municipales generados.

Respecto al tratamiento de residuos, en España el depósito de residuos en vertedero en 2019 fue del 54 %, una cifra alejada del objetivo fijado por la UE de no superar el 10 % para el año 2035. En el conjunto de la UE este indicador se redujo un 50 % entre 2000 y 2019, pero aumentó el porcentaje de la incineración del 16% al 27%.

La situación actual de la economía circular en España requiere de una urgente transformación, como indica el informe de Cotec, en favor de medidas centradas especialmente en la reparabilidad y la durabilidad, aunque también orientadas al reciclaje de productos, la prevención de desperdicio de alimentos, avances en el ecodiseño, la eco-innovación y mayor sensibilización de la ciudadanía.

El informe destaca el avance en el desarrollo de planes, programas y normativas de la economía circular en todos los niveles administrativos públicos, pero advierte de que aún es prematuro determinar su impacto porque se encuentran en una etapa tempana con avances parciales.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus