30 de marzo, 2020 Seguridad y protección comentarios Bookmark and Share
< Volver

IQS desarrolla un potencial inhibidor de proteasa para combatir el COVID-19.

17 iniciativas en el territorio catalán están trabajando en herramientas que ayuden a gestionar la crisis sanitaria creada por el coronavirus SARS-CoV-2. Una de ellas es la propuesta del Grupo de Química Farmacéutica (GQF) de IQS School of Engineering, a través de sus expertos en diseño y síntesis de nuevos fármacos. Los investigadores de este grupo trabajan desde hace tiempo en una línea de investigación que propone inhibidores de proteína quinasas para el tratamiento de diversas enfermedades, como son diferentes tipos de cáncer y la hepatitis C. Sus estudios están centrados en buscar inhibidores de las dianas terapéuticas responsables de las enfermedades, dada su experiencia en diseño computacional y síntesis de moléculas biológicamente activas.

En este sentido, el grupo de investigación de IQS desarrollo un inhibidor de la polimerasa NS5B del virus de la hepatitis C, con una EC50 similar a la reportada para el Sofosbuvir (fármaco comercializado actualmente para el tratamiento de esta enfermedad).

La aplicación de métodos de modelización molecular ha permitido a los investigadores del GQF-IQS evaluar si el compuesto con actividad antiviral frente a la hepatitis C podría interaccionar con la Mpro del COVID-19  (la estructura del cual ha sido reportada recientemente en el Protein Data Bank, ID: 6LU7). Los resultados obtenidos hasta el momento sugieren que el compuesto podría interaccionar con el centro activo de esta proteína y bloquear su actividad.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus