Publicidad
por Antonio Campo López, profesor-coordinador en el Máster ISA/Repsol de Instrumentación y Control 11 de mayo, 2016 Artículos técnicos comentarios Bookmark and Share XML
< Volver

Se exponen en el siguiente artículo los problemas que con más frecuencia se dan en las válvulas de control: analizaremos sus causas y posibles remedios. Hay una tendencia generalizada a pensar que habrá más dificultades cuando los servicios son más severos; sin embargo, veremos que también, en moderadas condiciones de trabajo, surgen dificultades más o menos pronto. Conociéndolas, se podrán tener en cuenta, durante el proceso de selección, tanto del tipo de válvula como sus materiales y nivel de fabricación. También veremos otros factores que pueden influir negativamente en el comportamiento de la válvula de control, como instrumento, durante su operación en planta.

Ordenando los diferentes problemas, podemos seguir el siguiente guión de trabajo:

- Agresiones externas, derivadas del medio ambiente en la planta.
- Fallos internos, consecuencia de la acción del fluido, que puede producir: ataques corrosivos, desgastes por abrasión, cavitación, vaporización (Flash), y también algunos casos en que se pueden dar varios fenómenos al mismo tiempo.
- Perdidas de estanqueidad, que puede ser interna (entre obturador y asiento) y externa.
- Defectos de especificación durante la fase de ingeniería. Errores de cálculo y selección.
- Problemas derivados del montaje y diseño de tuberías.
- De la puesta en marcha durante el arranque de la planta.
- De un mantenimiento inadecuado.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus
Publicidad