8 de noviembre, 2019 Actualidad comentarios Bookmark and Share
< Volver

El uso de los embalajes retornables para transporte crecerá a un ritmo del 9,3 % (Tasa de Crecimiento Anual Compuesto) hasta 2026, según señala Research and Markets, compañía especializada en estudios de mercado.

La clave de este auge tiene que ver con los beneficios que el packaging retornable ofrece a nivel logístico, económico y medioambiental. Knauf Industries Automotive, proveedor mundial de componentes para la industria de la automoción, diseña embalajes de polipropileno expandido (EPP) que se adaptan a cada pieza y ofrecen la máxima protección.

El packaging retornable está cada vez más extendido en los sectores mecánico y de la automoción. La reutilización no solo disminuye el impacto en el medioambiente, sino que conlleva un ahorro de costes a largo plazo y contribuye a ganar visibilidad y a mejorar la imagen de marca. La elección del material es esencial. Las propiedades del EPP lo convierten en el ideal: es duradero, de fácil mantenimiento, ligero, muy resistente y conserva sus propiedades mecánicas durante muchos usos.

Una de las características que más valor aporta al EPP es que está compuesto en un 98 % por aire. Esto no solo refuerza sus cualidades, sino que, en lo referente al impacto medioambiental, reduce considerablemente la huella de carbono.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus